Sustratos para Bonsái

sustratos para bonsáis

Para que las plantas, árboles o flores que tenemos en casa o en jardines crezcan saludables y con mejores condiciones, es importante que se les agreguen sustratos que ayuden a la absorción de nutrientes. Los sustratos para bonsái ayudan a que estos crezcan fuertes y sanos, a que exista una mayor absorción de nutrientes, y que las condiciones de absorción de agua, o calidad de la tierra sean correctas. 

Existe una gran cantidad de sustratos para bonsái, que se pueden utilizar en diferentes especies. Hay algunos que, incluso, pueden ser utilizados con plantas marinas y corales. Es por ello que se deben conocer las variaciones, y los sustratos más pertinentes para el tipo de especie que se posee. En el caso de los bonsáis, existen tres sustratos que son indispensables para mantener un buen crecimiento. Estos sustratos pueden actuar con autonomía, pero al combinarlos dan un resultado que favorece en mayor medida a la absorción de nutrientes. 

Estos sustratos para bonsái son originarios de Japón, y se crean en espacios donde la tierra es rica en minerales y nutrientes. El trabajo que se les da para tener el resultado de sustrato, deja fuera componentes innecesarios, y contempla únicamente los esenciales para brindar acciones favorables en los bonsáis. De hecho, existen diferentes tamaños de grano, los cuales van desde 1 hasta 9 milímetros. Nuestra recomendación es utilizar una combinación de los tres, para de este modo tener una filtración más óptima en el bonsái. Aquí te mostraremos unos de los mejores sustratos para bonsáis. En ocasiones es recomendable hacer una mezcla de sustratos para bonsái y qué mejor, que los que se muestran a continuación:


Sustrato Kiryuzuna 


El uso del sustrato Kiryuzuna se da principalmente en pinos y coníferas. El Kiryuzuna está compuesto por minerales volcánicos de esa región de Japón. Este puede presentar un color amarillento claro, casi café, y tiene una mayor ligereza que otros tipos de sustratos. 

Este sustrato se utiliza principalmente en combinación con otros sustratos primarios (o base). Brinda la capacidad de ejecutar filtraciones en mayor medida para que se drene óptimamente. Es también llamado Kiryu, y conocido por ser un sustrato secundario (que comúnmente se trabaja junto con el Akadama). 

Aunque se utiliza principalmente en pinos. Puede ser utilizado en todas las especies de bonsáis; esto, debido a que se clasifica como sustrato neutro, y no presenta problemas por exceso de acidez o alcalinidad. Algo importante de este sustrato, es que tiene una retención de agua del 10% de su peso; por lo que se debe hacer la valoración métrica de su uso a partir de esto. 

sustrato Kiryuzuna

Sustrato Kanuma 


El Kanuma es un sustrato particularmente ácido, utilizado principalmente en especies como la azalea, las camelias y gardenias (especies florales acidófilas). Este sustrato se compone de minerales volcánicos y arcilla. Es uno de los principales sustratos japoneses, y también uno de los que mayores usos tiene. Además de utilizarse para el cuidado de los bonsái, puede ser usado en plantas marinas y como estabilizadores en algunas aplicaciones de filtración. 

El Sustrato Kanuma tiene un color amarillo potente y tiene una mayor duración que otros tipos de sustrato. Esto, debido a que su periodo de vida es mayor, y puedes utilizarlo por periodos más largos o tras trasplantar los bonsáis, seguir utilizándolo. Este sustrato es conocido por ser un agente estabilizador o separador. Además, puede dar una interacción de creación de espacios naturales, para especies como el arce; el cual prolifera en tierras con alto grado de acidez. 

La mezcla que se puede dar con este sustrato varía según el tipo de especie, pero sus características van de un pH ácido (5.5-4.5), una retención de agua del 20% de su peso (no es bueno para drenar), y un tiempo de utilidad de hasta tres años. 

Sustrato Kanuma

Sustrato Akadama 


A diferencia de los dos sustratos anteriores, el Akadama, es un tipo de arcilla volcánica granulada que sirve como sustrato principal o base. Esta es de origen Japonés, del volcán de Akadama; este, es micro poroso, y entre más fino sea, mejor es el resultado que puede proveer. 

El Akadama es uno de los sustratos para bonsái que permite la absorción de agua y nutrientes; lo que brinda una mejor nutrición al bonsái, ya que estos estarán disponibles cuando se requieran y no se desperdiciarán con la evaporación natural diaria. 

Otra diferencia que presenta el Akadama, y por lo que es un sustrato base, tiene que ver con su cuidado, pues requiere de abono constante y un cuidado de la tierra permanente. 

Al ser el sustrato más popular, se puede encontrar molido y sin moler. Esto genera ligeras diferencias, que también puede ser beneficioso para las diferentes especies de bonsái. Es apto para todas las especies, y ayuda en la mejora de absorción de nutrientes independientemente de la clasificación que tenga el bonsái. 

 

Sustrato Akadama

 

Su color es rojo casi café, tiende a cambiar su tonalidad según la humedad que guarde. Es un sustrato que puede perder propiedades en tiempo de frío, por lo que debe cambiarse cuando se desgasta para mantener activo su rendimiento (es por esto que requiere de mantenimiento constante y puntual). Una señal de que ya no sirve el sustrato es que este deje de drenar, lo que indica que es momento de realizar un trasplante y colocar nuevo contenido de sustrato. 

El Akadama suele tener una amplia variación de mezclas, siendo siempre la base de sustratos o combinaciones de tierras. Su retención de agua va de 37% su peso, siendo el sustrato que mayor retención presenta. Además, cuenta con un pH de entre 6 y 7, lo que le permite mezclarse en gran medida con todos los sustratos, y tipos de tierra o piedras volcánicas. El sustrato akadama también se puede hacer de forma casera, aunque lo más recomendable es comprarla procesada. Haz clic aquí para averiguar cómo hacer un sustrato para bonsái casero.


Importancia de los sustratos para bonsáis


Para que un bonsái esté bien cultivado, necesita cumplir características de cuidado importantes. Desde drenar bien el agua sin generar humedades bajas (para evitar que se hagan hongos), hasta mantener una humedad en la tierra sutil para que las raíces no se sequen.

Algo importante es que los sustratos caducan, y llega un momento en el que ya dieron todo de sí. Es por esto que se deben cambiar. En ocasiones, es importante que se trasplante el bonsái, para que los nuevos sustratos puedan accionar de forma correcta sobre el bonsái. 

También, es importante ver el tipo de tierra y la calidad del agua que se usa en combinación de los sustratos. Esto puede ocasionar reacciones que impidan el buen rendimiento, y que, en lugar de ayudar en la nutrición y buen estado del bonsái, lo enfermen por una mala combinación de pH o cal. 

En Shenji Kai puedes adquirir los sustratos Akadama, Kanuma y  Kiryuzuna, para mejorar el cuidado de tus bonsáis y brindarles una mayor absorción de nutrientes. Nosotros te recomendamos generar mezclas de estos sustratos y tamaños de grano, que mejoren la calidad de la tierra y te permitan una retención de nutrientes en su conjunto actuar.

 

Consigue distintos tipos de bonsái en Shenji Kai


En el Centro Holístico Shenji Kai, podrás conseguir diferentes tipos de bonsáis para adquirir una riqueza de energías en tu entorno; así como obsequiar alguno, para que las personas que amas estén rodeadas de estas energías positivas y en contacto con la naturaleza. También podrás conseguir el mejor sustrato para bonsái en México.

Nuestra venta de bonsáis se realiza a través del sitio web o acudiendo personalmente a nuestro centro holístico. Todos los envíos se realizan de manera cuidadosa y con embalajes personalizados para cada bonsái. Con nosotros podrás adquirir bonsái de diferentes especies, tamaños y con bases variadas.  También, puedes encontrar servicios de mantenimiento, así como la hospitalización de tus bonsáis enfermos.


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados